myspace hits counter
Inicio | Consumo |Destacados

Ahorra al contratar la potencia eléctrica

| | 0 comentarios

Cuando hay que contratar la potencia eléctrica para una vivienda nueva o si queremos revisar la que ya tenemos en nuestra casa, debemos tener en cuenta cuáles son las necesidades reales para no acabar abonando más de lo que nos corresponde. El establecer la potencia que vamos a utilizar significa que en el momento en el que la carga eléctrica sea superior a lo encargado, saltarán los plomos y el interruptor de control de potencia cortará la corriente.

La tarifa eléctrica más común para los usuarios domésticos es la 2.0, aunque si tenemos tarifa nocturna se trata de la 2.0N. Sea como fuera, para calcular de forma adecuada la potencia eléctrica que necesitamos para nuestra vivienda debemos sumar las potencias de los aparatos eléctricos que funcionan simultáneamente. A esta suma debemos añadir un pequeño margen de garantía o seguridad porque si hemos solicitado menos de lo que necesitamos saltan los plomos.

Como muestra, estos “botones”. Para un uso normal de luz, con el frigorífico, aspirador, plancha, lavadora, televisión, pequeños electrodomésticos y un horno se aconseja 3.300 W. Si añadimos el lavavajillas será ya de 4.400 W aproximadamente, con vitrocerámica y secadora podría ser de hasta 5.500 W.

Las compañías eléctricas ofertan unas potencias máximas a las que nos debemos adaptar en el momento de contratar la tarifa y que normalmente son múltiplos de 1.100 vatios (1.100 W, 2.200 W, 3.300 W), por lo tanto deberemos contratar aquella que sea inmediatamente superior a la suma de las potencias simultaneas realizada anteriormente por nosotros mismos. Es muy importante saber la potencia que realmente necesitamos, puesto que la cantidad fija que se paga en el recibo de la luz por la energía eléctrica depende de los kilovatios contratados. Si una vez hechas las cuentas queremos variar la potencia contratada, tanto para aumentarla como para disminuirla, sólo se lo tenemos que comunicar nuestra decisión a la compañía suministradora pero eso cuesta dinero.

Categorías: Consumo, Destacados
Etiquetas: , , , , , ,